El Vélez comienza 2018 con un derrota ante el filial de Almería (1-3)

Pasó la Navidad y en el Vélez C.F. todo sigue igual. Enero será un mes clave para que el equipo de Cazorla deje claras sus aspiraciones de cara a esta temporada. FOTO: JOSÉ LUIS CASTRO.
Pasó la Navidad y en el Vélez C.F. todo sigue igual. Enero será un mes clave para que el equipo de Cazorla deje claras sus aspiraciones de cara a esta temporada. FOTO: JOSÉ LUIS CASTRO.
- Publicidad -

Pasó la Navidad y en el Vélez C.F. todo sigue igual. Ni los movimientos escasos de mercado, ni las ganas y el ímpetu de Cazorla han podido dar a la afición su primera alegría del año. 

Tampoco la mañana estaba para florituras en el Vivar Téllez. Y es que el rival, aspirante a todo, no iba a poner las cosas fáciles. Hablamos del filial almeriense, que a su paso por la capital axárquica siempre suele dejar problemas. Hoy no iba a ser menos.
 
El partido comenzaba muy bien para el Vélez. Ocasiones para todos los gustos y un dominio muy claro, dejaban a los de Cazorla bien posicionados en las aspuestas del choque. Pero fue algo pasajero.
Una derrota que deja al Vélez sin premio en su primera jornada de este 2018.  FOTO: JOSÉ LUIS CASTRO.
Una derrota que deja al Vélez sin premio en su primera jornada de este 2018. FOTO: JOSÉ LUIS CASTRO.
 
García Márquez, Dani González y Joselillo fueron los que pusieron en vilo el estadio veleño. La afición se lo creía y a la media hora llegaba la confirmación. Emilio Guerra era el encargado de adelantar a los veleños ante un Almería que todavía no se había pronunciado. Y no lo haría hasta la segunda parte, ya que el partido se iría al descanso con el uno a cero en el marcador.
 
El equipo de Cazorla no da a la afición su primera alegría del año.  FOTO: JOSÉ LUIS CASTRO.
El equipo de Cazorla no da a la afición su primera alegría del año. FOTO: JOSÉ LUIS CASTRO.

La historia sería muy distinta en la segunda mitad. Tanto que convertiría en pesadilla lo que todos veían como el mejor inicio para este 2018. Apenas diez minutos habían pasado tras la salida de vestuarios y los almerienses empataron el partido. Corría el 58’ y Tomás hacía el uno a uno.

 
Y las cosas no mejorarían para los veleños, ya que en el 63’ se adelantaban los almerienses. Uno a dos que firmaba Chema y que encendía las alarmas para un Vélez que se venía abajo. Y lo hacía porque las fuerzas no dieron para mucho más, algo que aprovechaban los visitantes para hacer el definitivo uno a tres. Con este tanto cerraba el marcador y dejaban a los veleños sin los tres primeros puntos del año. 
 
Una derrota que deja al Vélez sin premio en su primera jornada de este 2018. Queda tiempo para rectificar, pero no mucho. Enero será un mes clave para que el equipo de Cazorla deje claras sus aspiraciones de cara a esta temporada.
  • DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Comenta!
    Introduce tu nombre

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.