El PSOE califica el proyecto del Centro Bernardo de Gálvez de duplicidad y afrenta a Macharaviaya y la Axarquía

Los socialistas proponen un proyecto cultural y económico “serio” en torno a la figura de Bernardo de Gálvez que conjugue la promoción y divulgación de su figura aquí y en EEUU y la promoción de Macharaviaya y la Axarquía
Los socialistas proponen un proyecto cultural y económico “serio” en torno a la figura de Bernardo de Gálvez que conjugue la promoción y divulgación de su figura aquí y en EEUU y la promoción de Macharaviaya y la Axarquía.
- Publicidad -

El presidente y portavoz del grupo del PSOE en la Diputación de Málaga, Francisco Conejo, ha calificado hoy el proyecto para la construcción de un Centro de Bernardo de Gálvez planteado por el presidente de la institución provincial, Elías Bendodo, de “ocurrencia, improvisación, despilfarro, duplicidad, golpe al proyecto de La Térmica y afrenta a Macharaviaya y la Axarquía”. En una rueda de prensa en los jardines de La Térmica, donde el equipo de gobierno prevé ubicar este centro, los socialistas han anunciado que van a presentar una moción proponiendo un proyecto cultural y económico “serio” en torno a la figura de Bernardo de Gálvez que conjugue la promoción y divulgación de su figura aquí y en EEUU y la promoción de Macharaviaya y la Axarquía.

Conejo ha explicado que este proyecto es un despilfarro por ser una “duplicidad”, porque lo que se quiere construir “ya existe justo aquí detrás en el edificio de La Térmica: una biblioteca pública y salas de exposiciones”. “No es necesario invertir 1,5 millones de euros en una infraestructura que ya existe”, ha dicho.  Todavía menos, ha señalado, cuando la Diputación de Málaga tiene espacios culturales infrautilizados y edificios vacíos “o que en no mucho tiempo estarán vacíos”. En este sentido, se ha referido al centro cultural provincial, con una biblioteca provincial, al inmueble vacío de calle Cervantes, los inmuebles de la antigua guardería, la antigua escuela de enfermería, el edificio de la plaza del Siglo, “que ahora ocupa, con ‘k’, el museo taurino y que más pronto que tarde quedará libre tras el desalojo del empresario taurino” y al edificio de la Diputación en la Plaza de la Marina. “¿Qué hace la Diputación construyendo un edificio cuando tiene tanto patrimonio en la ciudad infrautilizado y lo que propone ya existe? No tiene ningún sentido”, ha sentenciado Conejo.

En segundo lugar, ha considerado que también es un despilfarro porque la inversión tendría que ejecutarse en el edificio de la Térmica o Centro Cívico. “Este nuevo edificio es un golpe al proyecto del centro cultural contemporánea de La Térmica. Siempre hemos defendido que debe tener una mayor proyección provincial, con más actividades en los pueblos, la razón de ser de la Diputación, pero el inmueble centenario que ocupa debe recibir inversiones”, ha expuesto.

- Publicidad -
  • Conejo ha explicado que este proyecto es un despilfarro por ser una “duplicidad”, porque lo que se quiere construir “ya existe justo aquí detrás en el edificio de La Térmica: una biblioteca pública y salas de exposiciones”

    En tercer lugar, Conejo se ha preguntado por la idoneidad de dedicar 1,5 millones de euros, 750.000 euros por parte de la Diputación, a un centro de estudios de la figura de Bernardo de Gálvez “cuando tenemos guardado en los cajones un legado como el de la Generación del 27”. En este punto, ha recordado que la reivindicación de la figura de Bernardo de Gálvez surgió del grupo socialista en 2011. “Se aprobó una iniciativa del PSOE para crear un puente cultural y económico con los Estados Unidos sobre el eje de la figura de Bernardo de Gálvez. El PP metió la idea en un cajón y a los tres años la sacó pero su interpretación de los objetivos ha sido otra. Y con este edificio se llega al despropósito: construir un edificio que interfiere y duplica otro proyecto de la institución como la Térmica”, ha relatado.

    Así, ha recordado que el PSOE propuso trabajar en ese puente, “en esa vinculación que la historia nos ha procurado con los Estados Unidos, y con uno de sus estados más conocidos: Florida”. “Hemos apoyado el acuerdo con la UMA para iniciar una línea de investigación sobre la figura del militar que contribuyó a la independencia americana y las acciones de promoción realizadas en el exterior, por más que sus frutos sean más que discutibles. Pero esta concepción del proyecto como edificio es antigua. Y mientras, la Generación del 27 sigue arrinconada, por poner un ejemplo cultural”, ha dicho.

    “Se hace  a espaldas del municipio de Macharaviaya”

    En cuarto lugar, Conejo ha asegurado que este proyecto se hace  “a espaldas del municipio de Macharaviaya”. “El señor Bendodo trata de apropiarse de la figura de Bernardo de Gálvez y se le arrebata al municipio donde nació. La Diputación está para apoyar a los pueblos y no para sustraerles a ellos su potencial cultural, turístico y económico. Las inversiones deberían destinarse a promocionar Macharaviaya como cuna de Bernardo de Gálvez, para fomentar visitas y actos que estrechen los lazos entre ambos países. Bendodo se apropia y deslocaliza a Bernardo de Gálvez y se lo trae a la capital”, ha explicado, al tiempo que ha señalado que “es como si el centro de interpretación del Caminito del Rey se trajera a Málaga porque así tendría más visitas”. “Aparte de la visión centralista que demuestra el presidente, este proyecto dejaría a la comarca de la Axarquía sin un atractivo económico y cultural. El PSOE defiende un proyecto comarcal sobre Bernardo de Gálvez en Macharaviaya y en la Axarquía, no en la capital”, ha asegurado.

    Conejo también ha calificado de “ocurrencia” el proyecto. “Es un centro de estudios sin ningún personal adscrito ni adscrito a ningún área. Sin técnicos, sin proyecto cultural”, ha resaltado. “Es una ocurrencia más de Bendodo, como la instalación de la Basque Culinary Center en la Térmica o poner una escuela de hostelería como prometió en un primer momento. Ambos proyectos fallidos”, ha detallado.

    Asimismo, lo ha tachado de “improvisación”. “Si repasamos las declaraciones del presidente sobre el proyecto, encontramos que avanzó que el proyecto sería un museo, pero vemos que ya no. Y que en ese museo se iba a exponer la réplica del barco de Bernardo de Gálvez, pero de este asunto ya no dice nada y ahora improvisa un edificio en los jardines de La Térmica para una biblioteca y unas salas de exposiciones”, ha recordado.  

    “En conclusión, Bendodo quiere descubrir una placa este mandato y ha decidido que sea a costa de los jardines de La Térmica y del proyecto de La Térmica. Es un presidente antiguo, porque un centro de estudios debe trabajar en red y en la red, y no necesita de edificios sin contenido, y menos cuando existen otros inmuebles vacíos o infrautilizados. Es una duplicidad y una oportunidad perdida para que el edificio centenario de La Térmica y Centro Cívico reciba la inversión que necesita. Un edificio nuevo al lado de un edificio que necesita mejoras es un despilfarro. Un despropósito. Otro más de Bendodo”, ha resumido.

    “De nuevo Bendodo demuestra que su interés es la ciudad de Málaga. Tenemos que recordarle que es el presidente de la Diputación de Málaga, que se debe a la provincia en su conjunto. Este barrio necesita equipamientos, nadie lo duda y los socialistas los pedimos en el ayuntamiento, que es la administración que debe impulsarlos”, ha señalado Conejo.
     
    Por su parte, el diputado provincial Luis Guerrero ha anunciado que el grupo socialista va a presentar una moción en el próximo pleno de la Diputación proponiendo un proyecto cultural y económico “serio” en torno a la figura de Bernardo de Gálvez que conjugue, por un lado, la promoción y la divulgación de su figura aquí y en EEUU, “estrechar y reforzar los lazos que tenemos con EEUU y en concreto con Florida para fomentar el intercambio económico y cultural de ambos territorios, y promover una promoción cultural y económica de la Axarquía y de Macharaviaya, “porque esa es la razón de ser de la Diputación, que sus acciones terminen beneficiando a los territorios más desiguales de nuestra provincia”.

    Según Guerrero, en esa moción los socialistas van a pedir que se dé marcha atrás con este proyecto y que no se ejecute, de forma que se destine parte de la inversión al edificio de La Térmica y Centro Cívico, que se estudie la mejora de los jardines y el aprovechamiento de las terrazas del edificio para uso ciudadano con la apertura total del área y se estudie su inclusión en el catálogo del patrimonio histórico andaluz. 

    Además, los socialistas van a proponer que se diseñe un plan de acción “serio y riguroso” sobre Bernardo de Gálvez, “a la vista de que todo son improvisaciones y ocurrencias”. “Ese plan beneficiará la dinamización cultural, turística y económica de Macharaviaya y la Axarquía. Lanzaremos la propuesta de crear un producto turístico en torno a la figura del militar malagueño. Queremos que la Diputación invierta en dar a conocer a la figura de este personaje histórico malagueño en los Estados Unidos, pero también en Málaga, mediante exposiciones itinerantes, actividades en los centros escolares tanto malagueños como estadounidenses, por ejemplo. Proponemos crear espacios virtuales para difundir al personaje, con una clara vinculación con Macharaviaya, la Axarquía y Málaga”, ha explicado.

    Para Guerrero, el proyecto del Centro Bernardo de Gálvez “es el regalo envenenado que hace el presidente de la Diputación al edificio histórico del Centro Cívico y al personal de la Diputación que ha levantado este proyecto cultural” y una “afrenta” a otros centros de la Diputación como la Generación del 27.

    En este sentido, ha calificado de “Glaciación del 27” a este centro, porque su presupuesto ha estado congelado y en los últimos dos años ha sufrido un recorte en el presupuesto de actividades en un 11%.  “En vez de sacar con orgullo el patrimonio cultural y simbólico de la Generación del 27, que sigue esperando un centro expositivo moderno y a la altura de su valor histórico internacional, el presidente de la Diputación de Málaga se descuelga con un edificio de cubierta vegetal en unos jardines, con un proyecto que prima el continente porque no sabemos  ni hay contenido definido, un modelo cultural antiguo, basado en inaugurar instalaciones sin saber muy bien qué se meterá dentro. Sin proyecto”, ha relatado.  Guerrero ha recordado que la Diputación aprobó iniciar los estudios del centro expositivo del 27 a propuesta del PSOE, pero tres años después “seguimos esperando”.

    “Con este proyecto, la Diputación saca a un personaje de su contexto histórico, de su espacio de investigación, para convertirlo en una especie de marca. De nuevo la marca por encima de todas las cosas.  Si la Diputación no protege su patrimonio, pediremos que lo haga otra administración. Así que solicitaremos que el edificio del Centro Cívico y La Térmica, y que en su larga historia que arranca en 1907 ha servido a Málaga como hospital, hogar de acogida, centro ciudadano y ahora espacio cultural, sea incluido en el catálogo general del patrimonio histórico andaluz para aumentar su protección”, ha detallado.

  • DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Comenta!
    Introduce tu nombre

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.